5 Propósitos extremadamente sencillos para que éste sea tu año más ecológico


¡Año nuevo! Proponernos metas para mejorar nuestro bienestar es una costumbre muy común al iniciar el año. Las oportunidades éxito crecen con cada pequeña acción que realizamos. Por ejemplo, cada antojo menos y cada repetición más en el ejercicio se reflejarán en tu salud y apariencia. Cada peso ahorrado te llevará a ese anhelado viaje o a realizar esa compra tan deseada. ¿Qué hay de las acciones que promueven la conciencia ecológica?

El inicio de este año nos trajo además de emoción, temperaturas y acontecimientos ambientales inusuales que nos recuerdan las terribles consecuencias del calentamiento global. El problema es que a veces pensamos que revertir esas condiciones está fuera de nuestro alcance y que la solución depende de los gobiernos y grandes instituciones. Y aunque algo hay de cierto en ello, existe mucho que podemos hacer individualmente.

La buena noticia es que lograr cambios significativos es sumamente sencillo: hay metas definitivamente alcanzables que al final del año mejorarán tu vida y la de muchos a tu alrededor.
En BAMSA compartimos 5 acciones muy, pero muy sencillas para incluir en tus propósitos y poner a trabajar a tu activista ecológico interior durante este año:

1. Promover acciones ecológicas

No necesitas unirte a una marcha o inscribirte en Greenpeace. Presumir en tus redes sociales las fotos de tu más reciente proyecto de reciclaje; compartir datos relevantes sobre la ecología y cuidado del ambiente; y promover entre tus conocidos la conciencia ecológica puede salvar al planeta. Según la ONU la promoción de los días internacionales en pro del medio ambiente provoca la sensibilización de los ciudadanos, quienes pueden generar cambios en los gobiernos.

2. Menos agua caliente para bañarse


En países como México, el clima permite que casi todos los días del año sea posible reducir el uso del agua caliente al bañarse. “Al ahorrar agua caliente, todos salimos ganando —dice el científico Steven Kenway—: los consumidores gastan menos agua y energía, se reduce la demanda para las compañías proveedoras y las familias […] ahorran dinero”.

3. Reducir el uso de desechables

Llevar tu recipiente rellenable para el agua o el café en lugar de comprar desechables; llevar tus propias bolsas al supermercado; no usar popotes; evitar los recipientes de poliestireno. El plástico no es biodegradable, tarda 500 años en desintegrarse, pero ni el mar ni la tierra pueden digerirlo jamás. Y sin embargo se estima que se fabrican al año entre 500 billones a un trillón de bolsas de plástico en el planeta.

4. Conducir menos y caminar más


Caminar mas este año te ayudará a cumplir dos metas a la vez: bajando esos kilos extra de las fiestas decembrinas y reduciendo la contaminación que provoca el calentamiento global. Caminar diariamente entre 4 y 6 cuadras en lugar de ir en auto, salvaría a la atmósfera de casi 70 kg de gases invernadero al final del año.

5. ¿Ya intentaste el #FreeMeatMonday?

Cada kilogramo de carne de res producido lanza a la atmósfera 25.6 kg de gases de efecto invernadero. Una idea sumamente simple que además es promovida por una celebridad muy cool es cambiar nuestras recetas habituales con carne por recetas veganas o vegetarianas ¡un solo día a la semana! En el sitio oficial encontrarás las recomendaciones de Paul McCartney para comer más saludable cada lunes.

¿Cuál de estas acciones formará parte de tus propósitos este año? ¿Qué otras acciones sencillas conoces para salvar al planeta? Contáctanos y déjanos saber tu opinión. En BAMSA, además de ser expertos en la fabricación y venta de equipos  de bombeo de alta calidad, compartimos la pasión por cuidar la ecología.